Así somos los ...

LTF06069.gif

El ayudador

Los Doses somos personas que nos preocupamos por los problemas de los demás, poniéndolos muchas veces por delante de los nuestros; esto se debe a que siempre queremos saber enterarnos de todo porque somos muy cotillas y saber qué le pasa a la gente que nos importa para poder ayudarla y sentirnos últiles y queridos. Este afán por ayudar se debe a que en el fondo buscamos la aprobación y el aplauso de los demás para levantar nuestra autoestima y camuflar las inseguridades que tenemos. Esta pasión de gustar a los demás se puede transformar en ira si vemos que no tiene eco.

Debido a que nos volcamos mucho en los demás, solemos ser posesivos y manipuladores con las personas que queremos porque tenemos miedo de que nos las arrebaten y nos quedemos solos, ya que no nos gusta la soledad y siempre buscamos estar rodeados de gente. Pero también somos una personas que lo damos todo en las relaciones por lo que somos buenos amantes, siempre incondicionales cuando de verdad queremos a alguien.

Somos personas muy soberbias y orgullosas lo que provoca que nos guste llevar la razón y no dar nuestro brazo a torcer (aunque cuando nos dan razones que nos demuestran que estamos equivocados, siempre recapacitamos y cedemos) lo que muchas veces provoca que, en algunas ocasiones manipulemos a otras personas para conseguir lo que queremos, sobre todo acudimos a hacernos las víctimas.

Una cosa positiva que tenemos es que sabemos escuchar y siempre damos consejos a la gente, quizás porque nos queremos sentir importantes en la vida de la gente y siempre queramos mejorar la vida de los demás, para lo que intentamos ver el lado positivo de las cosas y sacar una sonrisa a los demás. Nos gusta estar en la vida de los demás y la gente sabe que siempre nos van a tener ahí porque somos un buen apoyo

Como clave para nuestro futuro docente es que somos muy permisivos, lo que nos podrá crear algunos problemas ya que no queremos crear malos rollos ni queremos agradar a los alumnos para que les caigamos bien y disfruten con nuestras clases. Para evitar ser tan flexibles, debemos trabajar duro y ayudarnos de nuestro sentido de la responsabilidad.profe_ayudando_niños.jpg

Somos gente muy generosa que da lo que tiene con tal de agradar a los demás: Siempre vamos detrás de la gente, cuidándoles, interesándonos por ellos, etc.

Algo que nos caracteriza mucho es que "de buenos somos tontos" porque a costa de que los demás estén contentos y consigan o lo que quieren, nosotros podemos dejar que nos pasen por encima y además como somos tan buenos la gente puede aprovecharse de nosotros porque nos cuesta mucho decir que no.